Esta ciudad es la capital de la provincia de Trás-os-Montes. Vila Real se alza a 427 m sobre una colina que forma una especie de península entre los ríos Corgo y Cabril, sobre el cual sobresalen sus bonitas casas.

El primer fuero de Vila Real lo concedió el rey D. Dinis (r. 1279-1325), en 1289. Con este fuero, el garantizaba a sus habitantes el derecho a rechazar el hospedaje a hidalgos y caballeros que, de esta forma, deberían pernoctar fuera de sus muros. Esto no impidió que esta villa acogiese en los s. XVII, XVIII y XIX a muchas familias nobles, cuyas residencias fueron siendo absorbidas por el tejido urbano.

Leer mas visitportugal.com